Si sufres algún problema de piel como eccema, psoriasis, erupciones, dermatitis, prurito…debes tener este Extracto o Loción de Avena siempre a mano ya que calmará de forma efectiva los problemas de tu piel.

La avena es un cereal con alto valor nutritivo, fuente de proteínas, minerales (hierro, magnesio, zinc, fósforo, potasio), vitaminas (B1, B6, E), avenantramidas (antioxidantes, antiinflamatorios), enzimas, saponinas y mucílagos.

Es  muy beneficiosa para la salud, ayudando a prevenir la diabetes, enfermedades cardiovasculares y del sistema digestivo, fortaleciendo el sistema nervioso, y reconstituyendo el organismo en casos de agotamiento, debilidad y fatiga…

Con respecto a sus propiedades cosméticas, es una aliada imprescindible para nuestra piel gracias a sus minerales, vitaminas y especialmente avenantramidas. Estas últimas poseen extraordinarias propiedades calmantes que alivian la piel y reducen su sensibilidad, protegen el manto dérmico, disminuyen la inflamación, previenen la reacción alérgica y disminuyen la sensación de picor, las rojeces y lesiones. Por estas razones es muy útil en cualquier problema de la piel como: psoriasis, eccemas, urticaria, sarna, quemaduras solares, prurito, acné… también es útil en caso de artrosis, artritis o reuma.

Podemos beneficiarnos de sus propiedades aplicando mascarillas, cataplasmas, baños, infusiones…

Para extraer la propiedades de la avena utilizaremos glicerina vegetal que también protege la piel contra la  deshidratación, evitando la pérdida de su humedad natural y absorbiendo humedad del ambiente. Además tiene propiedades antibacterianas y es muy efectiva para calmar picores, irritaciones…  por lo que unida a las propiedades que extraerá de la avena calmará de forma eficaz la piel.

Este extracto o loción de avena podemos aplicarlo directamente o utilizarlo en cremas faciales, corporales, pomadas, etc.

Loción de Avena, Ingredientes
Loción de Avena, Ingredientes

INGREDIENTES PARA HACER TU PROPIA LOCIÓN DE AVENA:

35 gr. copos de avena integrales

100 ml. agua mineral o destilada

130 ml. glicerina vegetal

PREPARACIÓN de la loción de avena:

Ponemos en un frasco de cristal (previamente desinfectado con alcohol) los copos de avena y cubrimos con la glicerina y el agua. Removemos bien y ponemos al baño maría durante media hora.

Dejaremos que macere en lugar cálido durante un mínimo de 48 horas, agitándolo un poco cada día. Si se deja una semana mejor aún.

Pasado este tiempo lo filtramos, estrujando bien los copos de avena, para conseguir hasta la última gota del extracto.  Agitarlo antes de usar.

Os aseguro que es muy eficaz especialmente con el picor, y además deja la piel suave e hidratada.

Loción de Avena, Preparación
Loción de Avena, Preparación

Contraindicaciones:

La glicerina aplicada sin diluir en un ambiente  seco puede resecar la piel, ya que al no tener humedad del exterior la absorberá de ella. En esta loción está diluida por lo que no debería darse ese problema.